Excite

El mítico viaje del Transiberiano

Gracias a la aparición de los vuelos de bajo coste, podríamos engañosamente llegar a pensar que cada vez viajamos menos en otro tipo de medios de transporte. Sin embargo las estadísticas de los viajeros que se suben al Transiberiano demuestran todo el contrario.

Desde su comienzo, a principios del siglo XX, concretamente en el año 1904, el transiberiano se ha convertido en uno de los viajes míticos que cada vez se ha hace más popular tentando tanto en invierno como en verano cada vez a más gente.

Se conoce como Transiberiano al tren que une la Rusia europea con el norte de Asia. Aunque en un principio el tren únicamente atravesaba Rusia, con el tiempo han surgido diferentes ramales que actualmente se dividen para llegar a numerosos destinos de Asia septentrional y central.

La mítica ruta conocida específicamente como Transiberiano une Moscú con Vladivostok. Para realizar la ruta completa se necesitan 7 días, durante los cuales atravesamos 9.288 kilómetros a través de ocho diferentes usos horarios.

A partir de la ruta original, posteriormente surgió el denominado Transmanchuriano que continúa por la misma línea del Transiberiano hasta la ciudad rusa de Tarskaya, en donde se divide para enfilar rumbo hacia China y terminar en la capital del gigante asiático, Beijing.

Una tercera ruta que se divide del tramo original justamente en la ciudad de Ulan Ude da lugar al denominado Transmongoliano. Esta ruta se aventura por tierras mongolas hasta la capital de Mongolia, Ulan Bator, para después seguir a través de las estepas mongolas también hasta la capital china.

Cualquiera de las tres rutas se puede recorrer en cualquier época del año y en cualquiera de los dos sentidos.

Imagen: Gabriel Villena en flickr.com

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2018