Excite

¿Qué hacen en los aviones con la caca?

Mucha gente asegura que los aviones se deshacen de nuestros excrementos tirándolos en mitad de los vuelos. Sin embargo, esta leyenda es falsa. Lo gracioso es que hay quien se ha inventado cómo justificar que es cierta diciendo que nuestras cacas se descomponen antes de llegar al suelo y por eso nunca le ha caído una encima a nadie.

    @richdifeo - Twitter

¿Qué hacen entonces con nuestros excrementos?

Para entender lo que hacen en los vuelos comerciales con nuestra caca debemos saber diferenciar entre aguas grises y aguas negras. Las grises son las que nos encontramos en los lavabos de las cocinas y los baños, mientras que las negras son las que circulan por el inodoro. Las aguas grises se expulsan al exterior mediante los mástiles de drenaje que se sitúan en la parte inferior de los aviones. Estos tubos son constantemente calentados para que no se congele el agua al circular por ellos y queden taponados.

Para las aguas negras, el procedimiento es diferente. Anteriormente se usaba un inodoro basado en una solución química llamada Racasán, un líquido azul que desintegraba las cacas en pocos segundos. Al tirar de la cisterna en un inodoro de este tipo, una bomba impulsaba el líquido azul desde un deposito hasta la taza. Allí lo expulsa limpiando el interior y arrastrando consigo los deshechos. Los excrementos acaban en el compartimento de donde salió expulsado el Racasán y acaban siendo desintegrados.

El problema de este sistema es que a veces tenía filtraciones. El líquido azul se escapaba por alguna grieta y acababa congelado formando una obstrucción en forma de bola azul de hielo. Por otra parte, el uso de Racasán era un problema para los aviones por el peso que generaba.

FOTOS: Aviones de lujo y de primera clase por dentro

La técnica que realizan ahora consiste en arrastras los desechos a un deposito general al tirar de la cadena. Las aguas hacen que la caca vaya a 200 km/h hasta llegar a un tanque donde se almacenan todas las que han ido expulsando los pasajeros.

Cuando el avión llega a tierra, viene la parte más violenta. Sacar los excrementos de ahí. Para eso hay un trabajador de las aerolíneas que se conoce como el 'camionero de la miel', que es el encargado de vaciar los 870 litros de caca en su 'camión de la miel'. Y lo hace en solo ocho minutos. El 'camión de este trabajador puede albergar hasta 3028 litros en casos críticos. Después, lleva su camión a un gran desagüe y ahí libera todos los deshechos.

Publicado por Manuel Peña - Perfil en Google+ - Leer más artículos de Manuel Peña

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017