Excite

Rusia quita a los borrachos de la calle y los lleva a centros especiales de desintoxicación

  • © Getty Images

Los recogen en la vía pública, los llevan a un centro y les quitan la borrachera a toda costa para después devolverlos a su vida normal. Esta es la particular forma que tiene Rusia de tratar a los borrachos que deambulan por la calle. Estos centros se abrieron en los años 30, funcionaron durante décadas y se cerraron. Ahora, en pleno 2014, se han vuelto a abrir las estaciones anti-borrachos. Te contamos en qué consisten.

Según el portal de noticias BBC Mundo, la policía siempre detiene a los borrachos que deambulan por la calle con dificultades para tenerse en pie. En los últimos años, las autoridades comenzaron a enviarlos a las salas de urgencias de los hospitales, creado otros problemas. Finalmente se ha decidido optar por el método tradicional: detenerlo y llevarlo al centro de desintoxicación más cercano.

Una vez allí, lo registran, le quitan la ropa para que lo vea un doctor y lo llevan a la ducha. Si por el contrario se resisten o comienzan a pelear con el personal del centro, en aquella époco, los amarraban hasta que se calmaban. Si todo va bien, una vez limpios y "frescos", los devuelven a su vida normal. Eso sí, previo pago por los servicios que le ha ofrecido el centro.

VÍDEO: Un borracho se choca contra una farola

La primera estación anti borrachos que se parece mucho a las que hay en la actualidad es la que se abrió en 1931 en Leningrado, la antigua San Petersburgo. Entonces, incluso se mandaba una carta al empleador del “ex borracho” en la que se le informaba del comportamiento antisocial de su empleado. Todo un plan integral para pensarse mucho si tomarse unas cuantas copas de más.

Publicado por María Rey - Perfil en Google+ - Leer más artículos de María Rey

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017