Excite

Por el viejo San Marino de turismo

Es la república más antigua del mundo, el tercer país más pequeño de Europa y el quinto del mundo y guarda pequeño tesoros casi desconocidos para los turistas. A continuación se ofrecen ciertas indicaciones para saber qué hacer y qué visitar si viajas a San Marino de turismo. Descubre un país cuyo territorio está casi completamente declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Un viaje en el tiempo a la Edad Media

Descubrir San Marino a través del turismo es como viajar en el tiempo hacia la Edad Media. Este pequeño país conocido también como la Serenísima República ofrece vestigios excepcionales de su época de máximo esplendor, la Edad Media. Fue entonces cuando se construyeron la mayoría de los edificios que hoy en día han hecho ganar a la ciudad la consideración de Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

En este sentido el destino del país que más atractivos ofrece a los turistas es la capital, la Ciudad de San Marino, que además ocupa la mayor parte del territorio del país y es donde se encuentran la mayoría de monumentos.

En la Ciudad de San Marino el turismo está muy desarrollado siendo uno de los principales sectores de actividad de la ciudad y por tanto del país. Cada año San Marino recibe algo más de 2 millones de visitantes, en su mayoría italianos, aunque también la Serenísima República está despertando el interés de cada vez más extranjeros.

Entre los principales intereses turísticos que se pueden visitar en San Marino destacan las famosas Tres Torres de San Marino que se encuentran representadas en su bandera. Son la Primera Torre Guita, la Segunda Torre Cesta y la Tercera Torre Montale.

Otro monumentros de interés son la Catedral de San Marino, el medieval Palacio Pubblico, la Plaza de la Libertad donde se encuentra la Estatua de la Libertad, el Museo del Estado de San Marino y el Museo San Francesco.

Además de la visita a edificios históricos y monumentos la visita a San Marino no puede dejar de realizar un paseo turístico perdiéndose por los callejones medievales del centro de la ciudad. Es por aquí cuando uno siente que viajar a San Marino no es sólo un viaje en el espacio sino también en el tiempo. A través de estas callejuelas se pueden descubrir míticas tiendecitas, históricos restaurantes, bonitos miradores y escénicas terrazas.

Fuera de la ciudad también destacan repartidas por todo el territorio del país pequeñas iglesias y ermitas aisladas que son también de gran interés para el turista. Estas iglesias se esconden a lo largo y ancho del Monte Titano, también Patrimonio de la Humanidad, y en cuya cima se encuentra la Ciudad de San Marino.

La mejor forma para viajar a San Marino

Para escaparse a San Marino de turismo lo mejor es viajar al aeropuerto de Rimini en Italia, ya que el país no dispone de aeropuertos. Rimini se encuentra a tan sólo 10 kilómetros de la ciudad de San Marino. Otros aeropuertos algo más distantes pero no muy lejanos son los aeropuertos de Bolonia, Ancona, Forli o incluso Pisa, Venecia y la propia Roma que cuentan con vuelos directos desde España.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2018